DISECO

Desarrollo y comunicación

Ventajas de la tecnología reacondicionada.

Todos tenemos smartphones, smartwatches, tablets, ordenadores o cualquier dispositivo electrónico del que disfrutamos todos o casi todos los días para una o múltiples tareas. Estos aparatos nos ayudan muchísimo a rebajar el volumen de la carga de trabajo que podamos tener según nuestra ocupación. Pero todos tememos ese momento, esa hora en la que nos tenemos que despedir de alguno de estos dispositivos, ya sea porque se nos haya caído, mojado o, simplemente, haya llegado a su fin por culpa de la obsolescencia programada que nos trae a todos con tirones de los pelos y que impide a los más manitas poder arreglar sus propios aparatos y obligando a comprar otros nuevos.
COMPARTE

Todos tenemos smartphones, smartwatches, tablets, ordenadores o cualquier dispositivo electrónico del que disfrutamos todos o casi todos los días para una o múltiples tareas. Estos aparatos nos ayudan muchísimo a rebajar el volumen de la carga de trabajo que podamos tener según nuestra ocupación. Pero todos tememos ese momento, esa hora en la que nos tenemos que despedir de alguno de estos dispositivos, ya sea porque se nos haya caído, mojado o, simplemente, haya llegado a su fin por culpa de la obsolescencia programada que nos trae a todos con tirones de los pelos y que impide a los más manitas poder arreglar sus propios aparatos y obligando a comprar otros nuevos.

Este momento es, sin duda, bastante complicado porque, con esto de que los precios vienen y van sin parar y que cada vez salen al mercado dispositivos más extraños con ciertas características que no terminan de convencer, nos vemos envueltos en una vorágine de sentimientos encontrados con miedo de que nuestra cartera se desangre sin remedio.

“Quiero un dispositivo nuevo, pero sobrepasa mi presupuesto”.

Con este pensamiento, lo más normal sería recurrir a buscarlo de segunda mano por Wallapop, Vinted o Milanuncios, pero es cierto que estas compras conllevan ciertos riesgos como recibir artículos en buen estado exterior pero que luego no funcionen correctamente y que seamos estafados. Para evitar estas incomodidades tenemos a nuestra disposición los artículos reacondicionados.

Mucha gente no conoce realmente lo que significa este concepto y tienden a pensar rápidamente que simplemente es algo de segunda mano que venden en tienda y no es exactamente así, ya que, la tecnología reacondicionada es aquella que ha sido previamente utilizada, pero que ha sido sometida a un proceso de restauración para asegurar que funcione correctamente y se parezca lo más posible a un producto nuevo. El proceso de reacondicionamiento de un dispositivo puede variar según el tipo de producto y la empresa que lo realice, pero generalmente incluye los siguientes pasos:

  1. Evaluación inicial: se realiza una inspección minuciosa para identificar cualquier defecto o daño. En esta primera etapa tenemos pruebas exhaustivas de funcionamiento, inspección visual detallada y diagnóstico de posibles fallos. Esta etapa es crucial para determinar qué reparaciones son necesarias y asegurar que el dispositivo pueda ser restaurado a un estado de funcionamiento óptimo antes de proceder con los siguientes pasos del proceso.
  2. Reparación y reemplazo de componentes: si se detectan problemas, se realizan reparaciones y se reemplazan componentes defectuosos del dispositivo en caso de que los hubiera. Estos reemplazos suelen ser por norma general la sustitución de baterías, pantallas, teclados u otros elementos internos dañados o desgastados. La meta es restaurar el dispositivo a su funcionalidad original, asegurando que cada parte contribuya al rendimiento y la fiabilidad del producto final.
  3. Limpieza y saneamiento: después de las reparaciones, el dispositivo se somete a una exhaustiva limpieza y saneamiento. Cada rincón y componente se limpia meticulosamente para eliminar cualquier suciedad, polvo o residuo acumulado. Esta etapa es crucial para garantizar que el dispositivo luzca como nuevo y para mantener un alto estándar de higiene y calidad antes de proceder con las actualizaciones y pruebas de funcionamiento.
  4. Actualización del software: Luego de la limpieza, se procede a la actualización del software del dispositivo. Se instala la versión más reciente del sistema operativo y se actualizan los controladores y aplicaciones necesarias para garantizar un rendimiento óptimo y compatibilidad con las últimas tecnologías. Esto asegura que el dispositivo esté equipado con las últimas mejoras de software, optimizando su funcionamiento y experiencia de uso.
  5. Pruebas de funcionamiento: una vez actualizado el software, el dispositivo se somete a pruebas exhaustivas para garantizar su correcto funcionamiento. Estas pruebas comprenden el rendimiento, la conectividad, la duración de la batería y otras características importantes. Este proceso asegura que el dispositivo reacondicionado cumpla con los estándares de calidad y funcionalidad requeridos, proporcionando confianza al usuario final en su desempeño y fiabilidad.
  6. Embalaje y certificación: finalmente, después de que el dispositivo ha pasado todas las pruebas de funcionamiento y se ha confirmado que está en condiciones óptimas, se procede a su embalaje seguro y se le otorga una certificación que garantiza su calidad y fiabilidad. Esta certificación respalda la confianza del cliente en el producto reacondicionado, asegurando que cumple con los estándares establecidos y está listo para su uso.

¿Qué ventajas tiene comprar este tipo de artículos?

Evidentemente, esto de comprar artículos reacondicionados tiene una serie de ventajas frente a la compra de artículos completamente nuevos. Entre sus ventajas destacan las siguientes:

  • Precio más bajo: permite acceder a dispositivos de alta calidad a un precio más bajo que los nuevos. Esto ofrece una opción económica para aquellos que desean productos funcionales sin perder la calidad, ahorrando dinero en el proceso. Como bien saben los profesionales de IDC, estos artículos pueden llegar a tener descuentos de entre el 50% y el 70% comparados con el precio original.
  • Calidad garantizada: como hemos podido comprobar anteriormente en el proceso, se someten a pruebas rigurosas para garantizar su funcionamiento óptimo, lo que proporciona confianza en su calidad. Esta garantía respalda la decisión de compra, ofreciendo productos fiables a un precio más asequible que los nuevos.
  • Reducción de residuos: contribuye a la reducción de residuos electrónicos al extender la vida útil de dispositivos previamente utilizados. Esto promueve la sostenibilidad al dar una segunda oportunidad a productos que de otro modo podrían ser descartados prematuramente.
  • Actualizaciones y mejoras: los productos reacondicionados a menudo incluyen actualizaciones y mejoras, lo que puede resultar en un rendimiento igual o superior (en caso de eliminar el molesto bloatware que traiga de serie) al de los modelos nuevos. Esto proporciona un valor adicional al consumidor al obtener un producto con características mejoradas a un precio más bajo.
  • Acceso a modelos más antiguos: ofrece la oportunidad de acceder a modelos más antiguos o descontinuados que ya no están disponibles en el mercado nuevo. Esto permite satisfacer necesidades específicas o preferencias de los consumidores que buscan características particulares en un dispositivo.

Realiza tu búsqueda